¿Se recuperan los deportistas experimentados de las conmociones cerebrales más rápido que otros que no practican deporte con regularidad?

¿Se recuperan los deportistas experimentados de las conmociones cerebrales más rápido que otros que no practican deporte con regularidad?

Los investigadores han descubierto que los niños que son deportistas experimentados parecen recuperarse de las conmociones cerebrales más rápido que otros.

LA CONMOCIÓN CEREBRAL

Esta lesión cerebral común es causada por un impacto en la cabeza o en la parte superior del cuerpo. Una conmoción cerebral interfiere con la función cerebral; en la mayoría de los casos, los efectos son leves y temporales, y la conmoción cerebral no causa lesiones permanentes.

Aunque los niños que practican deportes tienen más probabilidades de sufrir una conmoción cerebral, parece ser que se recuperan más rápido si previamente han pasado mucho tiempo en el campo.

Eso concluye una investigación, que descubrió que los niños que practicaron deporte durante al menos siete años y que experimentaron una conmoción cerebral, se recuperaron más rápido que los niños con menos experiencia que también habían sufrido una conmoción cerebral. Los autores del estudio creen que los jugadores más experimentados pueden tener una «reserva» relacionada con las habilidades motoras que les ayuda a recuperarse.

«Parece que mientras más años pases haciendo cosas complicadas [en los deportes], mejor podrás hacerlas después de recuperarte de una conmoción cerebral», dijo la autora principal del estudio, Lauren Sergio, profesora en la Escuela de Kinesiología y Ciencias de la Salud y en el Centro de Investigación de la Visión en la Universidad de York en Toronto.

Sergio dijo que esto no significa que los protocolos de seguridad deban ser ignorados, sin embargo «no creo que los padres tengan que desapuntar a los niños del deporte sino que deben practicarlo de manera segura y seguir los protocolos aplicables en los casos de conmoción cerebral. Conseguir que sigan haciendo deporte, los mantiene acumulando su reserva de habilidades motoras», explicó.

Una conmoción cerebral es un tipo de lesión cerebral traumática, según los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC). En 2014, más de 800.000 niños menores de 17 años fueron tratados por conmoción cerebral en los Estados Unidos, dijo el CDC.

La conmoción cerebral puede causar una variedad de problemas a corto y largo plazo. Las conmociones cerebrales pueden afectar el pensamiento y la memoria, la visión, el equilibrio, el lenguaje y las emociones, según el CDC.

Los autores del estudio apuntan que una vez alguien haya tenido una conmoción cerebral, el riesgo de sufrir otra es mayor durante los próximos 6 – 12 meses.

El estudio examinó a 126 jóvenes canadienses que jugaban hockey, fútbol o lacrosse; todos tenían entre 8 y 17 años. Alrededor de la mitad del grupo tenía antecedentes de conmoción cerebral relacionada con los deportes y la otra mitad no.

Los niños que habían sufrido una conmoción cerebral no tenían síntomas en curso de una conmoción cerebral y se les autorizó a jugar según las pautas del protocolo de conmoción cerebral.

IMITANDO LAS CONDICIONES

Se pidió a todos los participantes que realizaran más de 20 veces algunas tareas de habilidades visuomotoras en una ordenador portátil con pantalla táctil.

En la primera tarea, los niños tenían que seguir un objetivo en movimiento en la pantalla con su mano.

En la segunda tarea, tenían que mover la mano en la dirección opuesta al objetivo en movimiento. Los investigadores explicaron que esta tarea imita las condiciones a las que se podría enfrentar un jugador de hockey que pasa el disco a un compañero de equipo que está a su izquierda mientras patina a la derecha.

Aquellos con siete o más años de experiencia deportiva y un historial de conmoción cerebral, obtuvieron tiempos de reacción más rápidos a los 12 meses en comparación con sus compañeros con menos de seis años de experiencia deportiva, que también habían sufrido una conmoción cerebral.

«Algunos de los niños con menos experiencia deportiva iban retrasados incluso en las dos siguientes temporadas», dijo Sergio.

LA PLASTICIDAD DEL CEREBRO

El Dr. Ajay Misra, presidente de Neurociencias en el Hospital Winthrop de NYU en Mineola, Nueva York, revisó los hallazgos y dijo: «Este estudio es interesante, pero plantea más preguntas que respuestas».

Por ejemplo, dijo, este estudio no encontró diferencias en función de la edad o el sexo, pero normalmente, a más edad, mayor es el riesgo de sufrir una conmoción cerebral, y las mujeres atletas por lo general se consideran en mayor riesgo de sufrir problemas a largo plazo debido a una conmoción cerebral.

Misra dijo que parece que, si alguien ha sufrido una conmoción cerebral anterior, eso puede precondicionar el cerebro para que se recupere más rápido. «Sabemos que el cerebro tiene plasticidad», dijo.

El resultado final, apuntó, es que los deportes no se tienen que eliminar y que los niños deben estar activos, pero también seguros. Igual que la autora del estudio Sergio, Misra también recomendó a aquellos que vuelven a hacer deporte después de haber sufrido una conmoción cerebral que sigan las pautas del protocolo.

Estas conclusiones fueron publicados recientemente en el European Journal of Sport Science.

Fuente original: health24.com

Estudio «La experiencia deportiva se correlaciona con la recuperación de habilidades motoras complejas en jóvenes que han sufrido una conmoción cerebral»European Journal of Sport Science

print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con